La forma más barata de cambiar tus muebles

¿Has pensado alguna vez en la posibilidad de redecorar tu casa sin la necesidad de cambiar los muebles?

Es muy sencillo, sólo tienes que comprar papel para paredes, ponerte manos a la obra y pegarlo en cualquier mueble al que quieras dar un toque más moderno. Pero eso sí, es imprescindible tener mucho cuidado para que ni el papel, ni sobre todo, el mueble sufran algún tipo de daño que pueda suponer la pérdida de cualquiera de los dos.

Veamos cual es el paso a paso indicado para no tener ninguna sorpresa y que todo quede según lo planeado.

Para comenzar, lo primero que hay que hacer es tomar medidas de la zona del mueble que queremos tapar con el papel de la pared. Para que el cambio en el mueble sea más notable, se recomienda aplicar el papel a las puertas y los cajones del mueble.

decoracion ideas

Fuente: Decoración Ideas

Una vez cortado con las medidas exactas, continuamos con el segundo paso en el que con la cola en una mano y el pincel en la otra, nos dedicamos a repartir de forma equilibrada toda la pega por la zona a cubrir con el papel.

Sin esperar un minuto, pasamos a aplicar sobre el mueble todo el papel cortado, teniendo especial cuidado en evitar las posibles arrugas o burbujas que pueden quedar.

Cuando se haya terminado con la fase más complicada de todo el procedimiento, hay que comenzar con el barniz. La aplicación de este producto es imprescindible para impedir que con el roce del día a día el papel pueda levantarse, dañando así, su estética. Además de esta forma, el mueble logrará un tono más brillante.

Con estos sencillos y pequeños consejos, tenemos en nuestra mano la posibilidad de dar un toque diferente al mobiliario de la casa.